Se mantiene bajo vigilancia el paso del Frente Frío 31 por Yucatán

1548618251100.jpg

Autoridades estatales mantienen la vigilancia por el Frente Frío número 31, que ocasionó lluvias y fuertes vientos en su ingreso a Yucatán, y trabajan de manera coordinada con la Comisión Federal de Electricidad (CFE) para restablecer el servicio en colonias y municipios en los que se interrumpió el suministro de energía.

El paso del fenómeno por territorio estatal provocó afectaciones materiales, sin que se registraran personas lesionadas o pérdidas humanas.

La Coordinación estatal de Protección Civil (Procivy) y la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) reportaron la caída de ramas y árboles — algunas sobre automóviles –, postes, cables de tendido eléctrico y anuncios espectaculares en la capital del estado y algunos municipios del interior, lo cual no causó daños sobre alguna persona. También se dañaron semáforos y algunos dejaron de funcionar debido a la falta de energía eléctrica.

En la zona de la costa se reforzó la vigilancia, en coordinación con autoridades de la IX Zona Naval, toda vez que se registró el ingreso de agua de mar en el Malecón de algunos municipios, lo que ocasionó encharcamientos.

Ante ello, el personal del Gobierno del Estado se mantiene pendiente ante cualquier contingencia que pudiera presentarse y también se tiene plena coordinación con la Comisión Federal de Electricidad (CFE) para restablecer el servicio en las zonas en donde se interrumpió la energía eléctrica, como es el caso de Celestún, en donde se espera que hoy mismo ya haya la electricidad.

El titular de Procivy, Enrique Alcocer Basto, indicó que esta masa de aire ha originado lluvias en todo el estado, mismas que han sido fuertes en varios puntos, acompañadas de viento del norte que han alcanzado intensidad superior a los 75 kilómetros por hora (km/h) en la costa.

Hay un descenso en las temperaturas, condiciones que se mantendrán durante este domingo y que tenderán a mejorar por la tarde de este lunes 28 de enero, añadió.

Alcocer Basto señaló que, cumpliendo los protocolos para este tipo de fenómenos, personal de Procivy se trasladó a las localidades de la costa yucateca para constatar su situación, además de que se ha mantenido una estrecha coordinación con los mandos de la SSP, la Secretaría de Marina – Armada de México y con la Secretaría de la Defensa Nacional, quienes se han desplazado a la zona para el apoyo de los incidentes reportados.

Sobre los municipios costeros, señaló que se tiene conocimiento de entrada del agua a sus malecones, lo cual es común antes este tipo de fenómenos, pero en esta ocasión se suma la caída de dos palapas en igual número de restaurantes de Dzilam de Bravo y Celestún, producto de los fuertes vientos.

Por instrucciones del Gobernador Mauricio Vila Dosal, el titular de Procivy, junto con el equipo dedicado a atender este tipo de acontecimientos, realizaron el recorrido en el que se constató que en los puertos de Progreso, Chicxulub, Chelem, Chuburná, Yucalpetén y Dzilam de Bravo se registraron fuertes vientos y oleaje, así como daños estructurales en espectaculares y postes, lo cual causó la suspensión del servicio de electricidad.

Si bien en el Cuyo, en Tizimín, tampoco se cuenta con energía eléctrica, y en Telchac Puerto la antena de comunicaciones de la alcaldía colapsó, de resto, en los puertos de Las Coloradas, Río Lagartos; Santa Clara, Dzidzantún; así como en Chabihau, Yobaín, no se reportan problemas, y los pocos que han surgido ya han sido atendidos por sus respectivas autoridades.

“Ante la probabilidad de que se presenten tormentas eléctricas, se recomienda permanecer dentro de una construcción sólida y desconectar aparatos eléctricos; si se encuentra a la intemperie, alejarse de estructuras metálicas y árboles grandes, así como evitar llevar consigo materiales metálicos y no pisar grandes charcos”, aseveró.

En caso de conducir, recordó que, en condiciones de lluvia, es necesario encender las luces intermitentes y, si no se cuenta con buena visibilidad, es preferible estacionar el vehículo hasta que el clima mejore. También se recomienda reducir la velocidad y aumentar la distancia entre automóviles, tomando en cuenta que la respuesta de frenado es menor con pavimento mojado.

Además, apuntó que el Gobierno del Estado recomienda a la población extremar precauciones y mantener la calma frente a este tipo de fenómenos propios de la temporada, al tiempo de reiterar mantener la vigilancia permanente para atender cualquier contingencia, a través de los servicios de emergencia ofrecidos a través del 9-1-1.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top