Home / Salud / Desenmascaran al cáncer en mujeres

Desenmascaran al cáncer en mujeres

A través de una prueba de tamizaje, disponible en todos los hospitales del Sector Salud en Yucatán, es posible “anticiparse” a la enfermedad y aplicar tratamientos cuya eficacia está probada

En Yucatán, según las cifras más recientes del Instituto Nacional de Geografía y Estadística (Inegi), la tasa de mortalidad por cáncer cervico-uterino es de 11.2 por cada cien mil mujeres a partir de los 25 años de edad.

Si se toma en consideración que el Censo de Población más reciente indica que en la entidad habitan 540 mil 635 mujeres de 25 años y más, las muertes anuales por cáncer cervico-uterino son en promedio 60.

Sin embargo, especialistas advierten de que estas cifras podrían ser conservadoras, debido a que los casos de este tipo de tumor ha ido en aumento en los últimos años y, para revertirlo, se busca que por medio del tamizaje por técnica de reacción en cadena de la polimerasa en tiempo real (PCR) erradicar esta enfermedad para el 2050.

La Encuesta Nacional de Salud y Nutrición (Ensanut) indica que sólo una de cada dos mujeres mayores de 25 años se ha realizado una prueba de detección para cáncer cervicouterino. Y aunque anualmente se realizan cinco millones 752 mil 26 citologías y solamente un millón 63 mil 541 detecciones con prueba de VPH, resulta fundamental sensibilizar a la población femenina a practicarse estas pruebas y consultar al médico si se desea alcanzar la meta de erradicar esta enfermedad.

El tamizaje está disponible en todos los hospitales públicos del Estado de Yucatán.

Además, destacan que este cáncer es prevenible por medio de la vacuna contra el Virus del Papiloma Humano (VPH), que es el principal causante con 12 tipos oncogénicos clasificados como grupo 1 para carcinogénesis.

Patricia Ortega González, jefa del laboratorio de Citopatología del Hospital General de León, de la Secretaría de Salud, mencionó en entrevista para Novedades Yucatán, que el programa de tamizaje más grande por PCR en el mundo es México, que fue pionero en Latinoamérica.

“Es importante mantener vigentes programas de tamizaje como éste, que permitan identificar a mujeres en riesgo de desarrollar cáncer cervicouterino para poder no sólo atender sino prevenir la aparición de este cáncer que afecta de manera importante a la mujer”, destacó la especialista.

“Uno de los principales retos a afrontar es la continuación y ampliación de cobertura del programa con la finalidad de disminuir la tasa de mortalidad y prevalencia de la enfermedad, ya que de lograrlo México sería de los primeros países en Latinoamérica en erradicar el cáncer cervicouterino”, agregó la doctora Ortega.

Expuso que la Organización Panamericana de la Salud (OPS) recomienda el tamizaje, seguido del tratamiento de las lesiones precancerosas identificadas, es una estrategia costo-efectiva de prevención.

El tamizaje ayuda a disminuir la incidencia y mortalidad, y debe realizarse entre mujeres entre 25 a 64 años para identificar oportunamente lesiones precancerosas y/o cáncer cervicouterino. Las pruebas de detección de lesiones en el cuello uterino consisten en citología cervical y detección del VPH. Ambas son gratuitas y están disponibles en todas las instituciones del Sistema Nacional de Salud.

“Aunque sólo una de cada mil mujeres con infección persistente por el VPH puede desarrollar cáncer, es de vital importancia detectarlo a tiempo, ya que 99.8 del cáncer cervico-uterino está relacionado a la infección por este virus, que puede ser prevenible con vacunación, acompañada fundamentalmente de tamizaje del riesgo de ADN viral o prueba de ADN de VPH más citología y colposcopia, esto permite la detección del tipo de VPH y con esto evaluar el riesgo de cada paciente, para decidir el mejor tratamiento”, detalló.

Gracias al tamizaje, la tasa de supervivencia de cinco años a nivel mundial ha logrado alcanzar cifras del 60 al 70 por ciento, ya que se detecta a etapas tempranas, el cáncer cervicouterino es uno de los cánceres con mejor pronóstico de tratamiento. Asimismo, la tasa de mortalidad ha disminuido 65 por ciento, en las últimas cuatro décadas en países con programas de tamizaje establecidos y estandarizados.

La Secretaría de Salud ha diseñado e implementado desde 1976 el Programa de Prevención y Control del Cáncer de Cervicouterino, dentro del cual se encuentra el tamizaje con pruebas de biología molecular para VPH de alto riesgo y citología cervical a mujeres con resultado positivo a prueba de VPH, y pruebas de colposcopia a mujeres con citología anormal.

Por medio del tamizaje, a la fecha, algunos de los avances de la aplicación del Programa de Prevención y Control del Cáncer de Cervicouterino son que en 2012, la tasa de mortalidad por cáncer cervicouterino fue de 11.8 por ciento de defunciones por cada 100 mil mujeres mayores a 25 años. Mientras que en 2016 la mortalidad se redujo a 11.4 por ciento.

La cobertura del programa de tamizaje de Cáncer del Cervicouterino de la Secretaría de Salud en el grupo de 25 a 64 años fue de 45.5 por ciento en 2012 y para 2017 dicha cobertura incrementó a 55.6 por ciento, gracias a que en 2015 se incorporó al programa la prueba que permite definir el tipo de VPH a través de una técnica de reacción en cadena de la polimerasa en tiempo real (PCR-RT) con ADN, cuya ventaja es la realización del tamizaje en una sola toma de muestra para PCR y citología. Tan sólo el primer semestre del 2018 la cobertura fue de 40.3 por ciento.

A partir de 2015 que se incluyó la prueba de VPH con PCR con técnica de reacción en cadena de la polimerasa en tiempo real el programa tuvo como resultado un incremento en la sensibilidad y calidad gracias a los controles internos de los ensayos, se aumentó la captación de pacientes en 31 por ciento.

El programa de tamizaje de cáncer cervico-uterino en la actualidad cuenta con tecnología única de PCR de alto rendimiento que tiene certificaciones de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA por sus siglas en inglés) y la Comisión Europea (CE), lo que asegura la calidad y atención además del mismo nivel que los países primermundistas. Además de contar con aprobación y registro local por la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris). De esta manera se asegura que el programa tenga gran calidad en los procesos involucrados para el procesamiento de muestras.

Fuente: Novedades de Yucatán

About yucateco

Check Also

Más de 150 médicos combaten la esclerosis múltiple

Cada recaída representa para el paciente un costo de 58 mil pesos Más de 150 …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *